DISPERSIONES

DISPERSIONES

jueves, 19 de abril de 2012

XXXIV
TEJEA

No hubo un momento siquiera
donde el agasajo que te redime
de la sed acuchilladora
haya perdido la batalla en tus campos.

Sinuosa recorres la frontera que te pierde
en esos recovecos
eternos;
como guía que da desidia,
como camino,
como el lance aquel que salvaste
de puro contento.

O como el agotamiento,
que frena tu ímpetu glorioso
y acalla tu sinfonía preciosa
derramando tu sangre
en violenta frescura y brillo.


Del poemario "La agonía de la pavesa", de Juanjo Cuenca.-